Filtros

Marcas

Mostrar más Ocultar

Precio

Filter

Medias de Compresión

El uso de medias de compresión alivia la pesadez, hinchazón y el dolor de las piernas, favorece la circulación, previene la apairción de coágulos, etc. Encuentra todos lo modelos, colores y tallas.

Mostrando 1 - 9 de 9 productos
filtros ☰
Envío gratuito por compras

superiores a 59€ (península)

Tus productos en casa

en sólo 24 - 48 horas*

Pago 100% seguro con

tarjetas

Devoluciones garantizadas

en 14 días naturales

¿Sufres de várices, arañas vasculares, lesiones, moretones, o tuviste una cirugía? Las medias de compresión son las indicadas para ayudarte a mejorar la circulación. Aquí encontrarás variedad de modelos, y si tienes dudas no dejes de preguntar a uno de nuestros farmacéuticos.

Las medias de compresión son artículos médicos que sirven para mejorar la circulación sanguínea en las piernas. Están diseñadas para ejercer una presión leve o fuerte del tobillo hacia arriba. Su uso alivia el dolor, hinchazón, pesadez y previene los coágulos.

¿Para qué se usan las medias de compresión?

La prescripción de medias de compresión puede deberse a diferentes condiciones que afectan la circulación en las piernas. Entre las causas más frecuentes, están recomendadas para contrarrestar la arterioesclerosis, inflamación de los vasos sanguíneos (vasculitis), la formación de coágulos de sangre (trombos) y lesiones o traumatismos en la zona.

La función de estos productos consiste en ejercer presión en puntos específicos de las piernas para ayudar al retorno de la sangre al corazón. Por esta razón, suelen ser prescritas para el cuidado postoperatorio, tratar várices, arañas vasculares, edemas, alteraciones debido al embarazo y en personas que se ejercitan o están mucho tiempo sentadas o de pie.

¿Cuáles son los tipos de medias de compresión?

Dependiendo de la gravedad de la condición, el especialista podría recetar el uso de medias de compresión. En farmacias es posible encontrar una amplia variedad de modelos en cuanto a diseño, color y nivel de presión. Pero ¿cómo elegir? Los artículos que muestran un rango igual o inferior a 20 mmHg, son de venta libre, y los que superan este valor, requieren un récipe.

En esta categoría destacan versiones para cada necesidad, como:

  • Ligeras. Hechas con una densidad de 70 deniers, poseen una presión entre 18-24 mmHg. Están indicadas para viajes largos, embarazos con o sin riesgo vascular, várices pequeñas y trabajos con ortostatismo.

  • Moderadas. Fabricadas con una presión entre 22 y 29 mmHg, posee una densidad de 140 deniers. Están recetadas para la insuficiencia venosa crónica leve, prevención de várices primarias, prevención de TVP y personas que trabajan de pie.

  • Fuertes. Confeccionadas a partir de 280 deniers y con un nivel de presión de 30 a 40 mmHg. Se usan para varices sintomáticas o tronculares y tromboflebitis.

  • Extrafuertes. Estas medias de compresión tienen 37 a 49 mmHg y por lo menos 420 deniers. Son para personas con insuficiencia venosa crónica con edema o con úlceras estáticas.

Extenso catálogo de opciones

Las medias de compresión pueden ser usadas tanto por mujeres como hombres de diferentes edades, estilos de vida y profesiones.

Las hay largas (tipo pantys) y hasta e incluso la rodilla o la parte superior del muslo. Aquí puedes conseguir las que más se ajustan a las necesidades o condiciones.

¿Cómo se utilizan las medias de compresión?

Aunque se piense que las medias de compresión se colocan como unas medias normales, el procedimiento para colocarlas es importante, porque si la media se rompe o tiene carreras, pierde su función y habrá que cambiarla.

Se trata de un proceso cuidadoso en el que pueden utilizarse guantes y desenroscar en lugar de tirar. Las personas que tienen problemas de movilidad o fuerza en las manos, disponen de ponemedias y calzadores que facilitan esta labor.

Copyright © 2010-2021 Farmacia Barata S.L. Todos los derechos reservados.